Cariglino, Ishii, Granados, Rico, Duhalde: ¿quinta columna del peronismo vidalista?

Apadrinados por el ex presidente, este grupo de dirigentes busca armar una “nueva” opción peronista que garantice gobernabilidad para Macri y Vidal. Las fotos de San Miguel y José C. Paz. “Se prestan a la división del peronismo que pretende el gobierno, hay que decir las cosas por su nombre y eso es traición”, los cruzan desde el peronismo.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Durante esta semana que finaliza, personajes políticos del noroeste del conurbano tuvieron una notoria presencia en los acontecimientos políticos bonaerenses. Los sucesos fueron el brindis de anteayer en San Miguel, y de la foto más fresca en José C. Paz, donde recién se inauguró un hospital de alta complejidad.

El primer evento mostró con claridad un agrupamiento del peronismo distinto al que vienen gestando, sobre todo, la nueva camada de intendentes. Convocados por Cariglino, dijeron presentes, además del ex intendente de Malvinas, el intendente de José C. Paz, Mario Ishii; los ex jefes comunales Aldo Rico (sanmiguelino) y Humberto Zúccaro (Pilar).

A ellos hay que sumarle, entre los asistentes destacados, a los legisladores provinciales Hugo Oroño y Roque Cariglino, y al dirigente José Molina, que compitió el año pasado contra Zúccaro. Se asegura que el cónclave fue auspiciado por el ex presidente Eduardo Duhalde.

Si el pretexto fue despedir el 2016, ¿hay un objetivo a futuro? Los dirigentes aseguraron que buscan construir una alternativa política que “recupere la unidad” y que mantenga “el apoyo a la gobernabilidad de Mauricio Macri y María Eugenia Vidal”. Por otro lado, agregan que “aún no se vislumbra quién pueda encabezar un liderazgo fuerte que convoque a la unidad por sí sólo”.

Ni lerdos ni perezosos, toda esta plana de veteranos dirigentes se congregó hoy en José C. Paz para inaugurar un hospital de alta complejidad. La instantánea de allí termina de delinear este espacio peronista-vidalista: junto a Ishii y a Vidal estuvieron Eduardo Duhalde y su mujer Chiche. Más atrás, Rico, Cariglino, Zúccaro, los intendentes Alejandro Granados (de Ezeiza), Jaime Méndez (San Miguel) y Nicolás Ducoté (de Pilar); y el funcionario bonaerense Alex Campbell. Duhalde, que como se decía más arriba es el armador de este espacio, aseguró: “naceré y moriré peronista pero apoyaré a la gobernadora que pelea por su provincia”.

Consultados al respecto, dirigentes peronistas de la región cruzaron este armado. “Venden que son futuro pero en realidad esto es una vuelta al pasado”, aseguró uno. “Si sos peronista no podés estar en Cambiemos. Se prestan a la división del peronismo que pretende el gobierno, hay que decir las cosas por su nombre y eso es traición”, sentenció otro.

La expresión “quinta columna” surgió durante la Guerra Civil Española, para designar a un conjunto de personas desleales a su comunidad, susceptibles de colaborar de distintas formas con el enemigo.

Si este armado busca, desde una identidad peronista, abonar a la estrategia político-electoral de Cambiemos en territorio bonaerense, ¿puede caberles esta etiqueta a los Cariglino, Ishii, Zúccaro, Molina, Granados, Rico, Duhalde?

The following two tabs change content below.