Por Camilo Vaca Narvaja. “El problema de Mauricio no radica en el desencanto y malestar de los sectores medios y populares, radica en su propio entorno de poder que vislumbra la imposibilidad de continuar este proyecto para pocos, al ver como se diluye en sus propias manos la gobernabilidad.”