Donald Trump dio el batacazo y es el nuevo presidente de los Estados Unidos

“Gracias a todos. Perdonen por tenerlos despiertos”. Así saludó Donald Trump a los miles de seguidores en su primer discurso como presidente electo de los Estados Unidos. Acompañado por toda su familia y sus numerosos asesores, el magnate republicano brindó un serio discurso en el cual agradeció a toda su gente y en el que también felicitó a su rival, la demócrata, Hillary Clinton.

Visiblemente emocionado al arrimarse al escenario, Trump recibió el micrófono del electo vicepresidente, Mike Pence, quien le agradeció la oportunidad y con un firme pero poco cálido apretón de manos le cedió la palabra.

Luego de agradecer a todos los presentes, las primeras palabras de Trump estuvieron dirigidas a su contrincante: “Acabo de recibir un llamado de la secretaria Clinton, nos felicitó a todos, porque esto es de todos. Yo la felicité a ella y a toda su familia, fue una gran luchadora”. Y agregó: “Ella luchó durante mucho tiempo para este país y le debemos todo nuestro agradecimiento”.

Mirando a los ojos a sus seguidores y con un tono firme, Trump le habló al pueblo estadounidense: “Ahora es tiempo para todos los republicanos, demócratas e independientes de juntarnos como uno solo. Es el momento. Para los que no me eligieron, les pido que trabajemos juntos para nuestro país”.

“Seré el presidente de todos los estadounidenses”, afirmó, en ese sentido.

“La nuestra no fue una campaña, sino una gran movimiento hecho por muchos grandes trabajadores, hombres y mujeres que quieren un mejor futuro para ellos y su familia. Es un movimiento de todas las razas y religiones”, expresó el magnate republicano.

Trump le apuntó al corazón de los ciudadanos y les habló del famoso sueño americano: “Vamos a trabajar juntos, vamos a reconstruir nuestro país y renovar el sueño americano. Esto es lo que quiero. Tenemos un tremendo potencial. Cada americano tendrá su oportunidad”.

Y agregó: “Vamos a arreglar nuestras escuelas, autopistas y hospitales, toda nuestra infraestructura. Pondremos millones de personas a trabajar”.

El magnate republicano también tuvo unas palabras para los veteranos de guerra, a los que saludó y les prometió hacerse cargo de ellos: “Conocí muchos en estos meses. Fue uno de los más grandes honores, son grandes personas”.

En un tono soñador y ampliamente nacionalista Trump dijo: “Ningún sueño es tan grande. Nada es inalcanzable. Estados Unidos no se merece nada menos que lo mejor. Vamos a soñar cosas hermosas para nuestro país nuevamente”.

Luego de un extenso agradecimiento individual a todos los que ayudaron en su campaña, desde su familia hasta su jefe de campaña, Trump cerró su discurso: “Tenemos que hacer un gran trabajo. No los voy a decepcionar. Esto recién está arrancando y vamos a hacer un trabajo que van a estar orgullosos por su presidente. Amo a este país, muchas gracias”.

The following two tabs change content below.