Radios populares y comunitarias denunciaron persecución

A partir de un comunicado firmado por la “Red de comunicadores comunitarios y populares de San Martín” aseguraron que “El 14 de julio de 2016 será recordado como el día en el macrismo dio inicio a la persecución a las radios populares y comunitarias.”

Asimismo, detallan que “Gracias a la Federación Argentina de radios Comunitarias (FARCO) y a los compañeros de José C Paz supimos que la cooperativa Sol y Verde fue intimada a dejar de transmitir en treinta días. Sino sus equipos serán decomisados. Ello implica una vuelta a las prácticas persecutorias propias de tiempos anteriores a 2003 en las que el COMFER aplicaba la Ley de comunicación de la dictadura (22.285).”

Por otra parte, denuncian que “Hoy no se pagan los fondos de fomento a la comunicación comunitaria y no se ha convocado a líneas este año y ha dejado de existir el Consejo Federal que podría reclamarlo.”

En relación a las medidas tomadas por el ejecutivo nacional en materia de política de comunicación, el comunicado asegura que “Con el decretazo Macri deja que los empresario de medios decidan como regularse. Nadie les pone límites. Ya no es necesario incluir contenidos ni canales locales en la grilla del cable. Eso implica pérdida de muchísimas fuentes de trabajo.”

“Macri vino a hacer negocios para su entorno, a concentrar la economía en pocas manos, a escarmentar al pueblo con hambre y desempleo. Por eso, todo sector, no importa de dónde venga, que se le plante a este gobierno delictual y este del lado de los intereses populares es nuestro compañero de lucha” finaliza el comunicado.

Comunicado completo:

Hacia una red en contra de la persecución que ha dado inicio el ENACOM y en defensa de las voces del pueblo.
Encuentro de comunicadores comunitarios y populares de San Martín
6 de agosto, 15.30 horas , Ayacucho 2288, San Martín
El 14 de julio de 2016 será recordado como el día en el macrismo dio inicio a la persecución a las radios populares y comunitarias.
Gracias a la Federación Argentina de radios Comunitarias (FARCO) y a los compañeros de J C Paz supimos que la cooperativa Sol y Verde fue intimada a dejar de transmitir en treinta días. Sino sus equipos serán decomisados. Ello implica una vuelta a las prácticas persecutorias propias de tiempos anteriores a 2003 en las que el COMFER aplicaba la Ley de comunicación de la dictadura (22.285).
El macrismo no derogó la ley pero fiel a su neoliberalismo vuelve a crear condiciones para la concentración de la propiedad de los medios y la difusión de un discurso único. Y recurre como siempre a ahogar financieramente. Hoy no se pagan los fondos de fomento a la comunicación comunitaria y no se ha convocado a líneas este año y ha dejado de existir el Consejo Federal que podría reclamarlo. Afortunadamente el ahogo presupuestario que implicaba el tarifazo ha sido detenido por los amparos presentados.
Hoy no se habla de comunicación como derecho humano sino de telecomunicaciones, tal como plantea la Organización Mundial del Comercio. Con el decretazo Macri deja que los empresario de medios decidan como regularse. Nadie les pone límites. Ya no es necesario incluir contenidos ni canales locales en la grilla del cable. Eso implica pérdida de muchísimas fuentes de trabajo.
Cuando todos los medios corporativos apoyan a garcas y gerentes y dicen lo mismo y muchas cosas no se dicen. Nos pasa con los problemas que tienen muchos compañeros y compañeras que cursan en escuelas sin ventanas y sin calefacción. Tampoco los aprietes ni la violencia institucional por ser joven y pobre. Nada de eso se hace visible. Nada de eso se vuelve noticia en los grandes medios.
Los grandes medios ya no informan. Ya no dan los elementos para que los laburantes, los vecinos, los estudiantes decidamos entre todos qué tipo de política queremos, qué decisiones en común vamos a tomar.
Tampoco muestran que cada política beneficia a alguien y perjudica a otro. Que siempre hay intereses cruzados. Nadie habla de la quita de retenciones y de cómo eso generó que paguemos el pan más caro. O qué si el fútbol codificado es un gran negocio también podría hacerlo el Estado, dado que tenemos el mejor equipo de los últimos cincuenta segundos, y dedicar las ganancias a Salud y Educación. Y nos podría dar mucha más salud y Educación que si sólo se ahora la inversión inicial. Los medios son agentes corporativos de información, les interesa generar adhesión a sus intereses, no discusión sobre lo que más nos conviene a todos.
Ante ello tenemos un compromiso de juntarnos, de ser solidarios todos los que entendemos que la comunicación es un derecho humano. Que recibir información y poder expresarnos es lo que nos permite tomar decisiones correctas en lo político. ¿Y por qué no calefaccionar la casa y comer una pizza a pesar de ser laburantes?
Sin apagón informativo este modelo entra en crisis. Y vamos a ser nosotros, desde las radios comunitarias, los portales web, nuestras acciones en la calle los que difundamos otras ideas, los que demos debate. Por eso las radios y experiencias gráficas que posibilitaban la expresión de sectores silenciados van a ser perseguidas con cierres y decomisos como sucedió en otro momento.
Venimos de una experiencia interesantísima de debate e intercambios en el momento de discusión de la Ley SCA. Pero luego algunas líenas de kirchnerismo centraron su política de medios en la pelea con Clarín yla aplicación de la Ley no cambió la relación entre trabajadores de medios, cooperativas de medios y grandes empresarios. Y los grandes empresarios siempre cuidan su capital. Tal el caso de Cristobal López, Spolsky, Garfunkel y todos integrantes de la “burguesía nacional” que dejaron colgados a los trabajadores.
Para que un pueblo sea libre no alcanza con que elija representantes entre las ofertas existentes. La política es creación y participación, no consumo, con la comunicación pasa lo mismo.
Por eso tenemos que juntarnos todos los que defendemos la comunicación como derecho humano. Los integrantes de organizaciones políticas, los militantes sindicales. Las radios y espacios comunitarios y locales. Hay que hablar con todos los compañeros y compañeras que vienen peleando por una comunicación comunitaria y popular hace más de treinta años.
Ellos nos tienen que marcar el camino, porque sin derecho a la comunicación no hay democracia. Macri vino a hacer negocios para su entorno, a concentrar la economía en pocas manos, a escarmentar al pueblo con hambre y desempleo. Por eso, todo sector, no importa de dónde venga, que se le plante a este gobierno delictual y este del lado de los intereses populares es nuestro compañero de lucha.
Por eso nos convocamos el 6 de agosto, 15.30 horas, Ayacucho 2288. Seamos muchas voces y un sólo puño para enfrentar a gerentes y garcas

(Visitas Totales 37 , 1 Vistas Hoy)
The following two tabs change content below.
Redacción - prensa@abcenlinea.com.ar