Se lanzó Alberto Fernández: convocatoria a la unidad y palos a Lousteau

Con un encuentro en el tradicional café “Homero Manzi”, el ex jefe de gabinete lanzó su candidatura a diputado nacional. Bajo el sello “Reencuentro Peronista”, y con fuertes críticas al gobierno de Mauricio Macri, Alberto Fernández convocó a la dirigencia peronista a realizar una amplia alianza electoral en la ciudad de Buenos Aires.

Entre los presentes se pudo ver a uno de los miembros del triunvirato de la CGT, Héctor Daer, que junto a históricos albertistas como Jorge Arguello, Patricia Vaca Narvaja, Guillermo Olivieri, Raul Garré, Julio Vitobello, Carlos Montero y Claudio Ferreño, acompañaron en el panel al ex jefe de gabinete.

Los principales operadores del espacio se entusiasman en alcanzar una lista de unidad encabezada por el propio Alberto Fernández, y aseguran que la misma debería incluir a todos los sectores, desde la Cámpora hasta el massismo porteño. Por las dudas, no dudan en señalar que las diferencias se podrían saldar en las primarias de agosto.

La presencia del ex candidato Guillermo Nielsen no pasó desapercibida. Es que caída la candidatura de Felipe Solá, y a pesar del enfriamiento de la relación con Sergio Massa, Alberto Fernández aparece como una de las pocas alternativas del Frente Renovador capaz de evitar un nuevo papelón en la ciudad. Sobre esta tesis trabaja Fernández, quien recibió también la adhesión de Víctor Santa María que desde el Partido Justicialista busca una lista de unidad con la Cámpora y Nuevo Encuentro.

En tanto, la posible candidatura de Martín Lousteau por fuera de Cambiemos sacudió el tablero electoral de la ciudad, y sobre este punto, el ex jefe de gabinete no dudó en señalar que “Lousteau es el plan B de cambiemos” y que “tiene detrás a lo peor del radicalismo porteño”.

Con un peronismo anarquizado y en permanente estado asambleario, Alberto Fernández intenta presentarse como una opción que permita alcanzar la unidad de cara a las elecciones legislativas. Según sus propias palabras, “No olvidemos que la Ciudad de Buenos Aires puede ser el punto de arranque de la unidad del peronismo de todo el país. Hagamos el esfuerzo. Queremos reencontrarnos con el peronismo para construir un peronismo grande y no uno chico”, aseguró el jefe de gabinete de Néstor Kirchner.