Pichetto advirtió al gobierno por el tratamiento del Aborto

El senador Miguel Pichetto, jefe del bloque peronista, consideró que el debate que llegará al Congreso sobre la despenalización del aborto “es una trampa cazabobos”, porque el Gobierno lo abre “para correr del medio cuestiones trascendentes”. Además, dijo que ve “poco probable” que la ley prospere cuando se ponga en discusión.

El jefe de bloque de los senadores justicialistas puso en duda que el macrismo pueda manejar la fuerte diámica que producirá el tema. “Es un tema de una complejidad importante, que hace a la conciencia individual, no es un tema de partido, es un tema que va a producir una dinámica muy fuerte en el conjunto de la sociedad que no sé si el Gobierno va a poder controlar”.

Pichetto habló en el escenario del Espacio Clarín en Mar del Plata, donde participó junto al titular de la Cámara de Diputados, el macrista Emilio Monzó, del ciclo “Diálogos para pensar el país”.

El debate sobre la despenalización del aborto, sostuvo el senador, “implicará un diálogo de fractura con la Iglesia. No tengo una visión católica ultra en terminos de lo que es el Estado, soy laico, me asumo como laico, y creo que la Iglesia no tiene que meterse en orden a las decisiones de Gobienro”, e insistió en que el tema “sirve para esconder el caso Gilligan (el funcionario que debió renunciar cuando se descubrió que no había declarado una cuenta en un paraíso fiscal), o el problema de algún ministro. Pongamos un elefante a caminar por la avenida Independencia, acá en Mar del Plata, y así la gente se distrae mirando al elefante”.

Un grupo de diputadas adelantó que pedirá que la ley sea tratada en una sesión especial el 8 de marzo -aunque ya Cambiemos y otros bloques anunciaron que no facilitarán el quórum- , pero para el senador rionegrino el debate requiere del proceso de discusión en comisión.

“Es fundamental dar una discusión en serio, que aborde la temática desde el punto de vista sanitario, desde la mirada profunda religiosa, del concepto de la vida, de lo que significa que muchas mujeres desamparadas terminen muriendo, tiene aristas de una complejidad muy grande como para tratarlo sobre tablas”.

Opinó, además, que el debate requiere estudios y análisis más profundos:“No hay posturas de bloque, en este tema son posiciones individuales y de conciencia”.

De hecho, Pichetto no quiso adelantar su posición personal sobre el tema. Quien sí lo hizo fue su contraparte en Diputados, el jefe del interbloque del PJ, Pablo Kosiner. Para el delfín del gobernador salteño Juan Manuel Urtubey, “se debe contemplar la protección del derecho a la vida de la persona por nacer”.

(Visitas Totales 1 , 1 Vistas Hoy)