El presupuesto 2015 de San Martín revela la debilidad de Katopodis

[vc_row][vc_column width=”1/1″][vc_facebook type=”standard”][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column width=”1/1″][vc_column_text]

En una sesión extensa, caracterizada por cruces entre los ediles, con situaciones particulares dentro del katopodismo, se aprobó el Cálculo de Recursos y Presupuesto General de Gastos para el ejercicio 2015. El dato a tener en cuenta es que esto se logró aprobar con 12 votos, solamente los de los ediles oficialistas, que son la mitad del cuerpo. Si se pone en un segundo lugar los montos presupuestarios de cara a 2015, concentrándose en las variaciones porcentuales con respecto al ejercicio anterior, y la ejecución o no de lo estipulado en dicho ejercicio, puede entenderse el eje del debate en el recinto.

Verónica Ginés, concejala del Frente Renovador (pertenecía al FpV pero dio el salto a las huestes de Sergio Massa el año pasado)informó que se incrementa en un 33% el presupuesto en Obras Públicas, en un 40% en Salud Pública, y en un 50% en Seguridad, todo en relación a 2014. También Ginés destacó que el gobierno de Gabriel Katopodis logró autonomía en cuanto a los recursos financieros, permitiéndoles pasar a planta permanente a una gran cantidad de trabajadores municipales. Además destacó que, en concordancia con todos los intendentes del Frente Renovador, otorgarán un bono de fin de año de $1000 para los empleados públicos.

Pero las críticas no tardaron en llegar. El kirchnerista Germán Cervantes criticó entre otras cosas la subejecución presupuestaria del primer semestre de 2014. El Municipio duplicó intereses en plazo fijo al poseer recursos inutilizados en el banco. Además denunció que para el presupuesto vigente, el área de Hacienda “dibujó” la cantidad de recursos humanos, con el fin “esconder en cargos” montos de dinero público que no se utilizaron y se plazofijaron. Luego, el sciolista Alejandro Phatouros expuso supuestas sobrevaluaciones en alquileres y compra de insumos. El katopodista (dicen que en breve dejará de serlo) Alfredo Buglioni aprovechó para cruzar al ivoskismo, fuerza a la que perteneció anteriormente. Esto, le permitió al edil Daniel Ivoskus, en un movimiento pre acordado con el presidente del Concejo Deliberante Diego Perrella, pedir que se vote la renuncia de Buglioni a la Vicepresidencia del HCD. Lo que dio el pie para los propios compañeros de este último.

Teniendo en cuenta todo este contrapunto, el presupuesto 2015 se aprobó con 12 votos a favor contra 5 votos en contra (del ivoskismo) y 6 abstenciones (del FpV). Como perla de cierre, el katopodismo a duras penas logró aprobar que el HCD faculte al Departamento Ejecutivo para elevar el ABL entre un 15% y un 30%, según la zona.

Así, puede verse cómo los quiebres y debilidades del Frente Renovador de San Martín, cuyo líder es el intendente Gabriel Katopodis (hombre de estrecha cercanía a Sergio Massa), encuentran eco en el ámbito del Concejo Deliberante. Existiendo entonces una imposibilidad de lograr consensos en el recinto legislativo, producto de la falta de consensos al interior de esa fuerza gobernante.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

(Visitas Totales 185 , 1 Vistas Hoy)