Máximo Kirchner emocionó a la militancia

[vc_row][vc_column width=»1/1″][vc_facebook type=»standard»][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column width=»1/1″][vc_column_text]

El estadio de Argentinos Juniors fue hoy sede y testigo de uno de los acontecimientos políticos del año. La agrupación juvenil La Cámpora colmó el estadio en un acto que estuvo cargado de militancia, política y compromiso. Las palabras de Máximo Kirchner emocionaron a todos los presentes quienes lo escuchaban atentamente. Máximo Kirchner supo expresar un discurso cargado de emoción y consigna política que enorgullecía a la militancia. Recordando a su padre, Máximo dijo: «Yo me acuerdo cuando empezó a caminar. 0.70, 1 puntito en las encuestas yo lo veía que iba, que iba. La verdad que ojalá que uno en su vida tenga el 1% de la voluntad que tuvo él, tuvo una voluntad inquebrantable.»

ABC en línea te acerca el discurso completo de Máximo Kirchner.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column width=»1/1″][vc_video link=»https://www.youtube.com/watch?v=XaDRodio8Gk&feature=youtu.be»][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column width=»1/1″][vc_column_text]

Discurso completo de Máximo Kirchner.

Compañeros,

Yo no debería estar acá. Debería estar Néstor. Porque acá están los que van a dar las peleas por lo que falta, junto a Cristina Kirchner. Compañeros, no hay apellidos milagrosos. No hay apellidos, hay proyectos colectivos.

El FPV es mucho más grande, a pesar de quienes quieren incentivar conflictos internos. Mis compañeros que están acá son mejores que yo. No me desvela mi apellido, será por crianza. Es un orgullo estar con ustedes, nunca lo soñé. La vida me dio más de lo que esperaba. Una familia hermosa, buenos amigos y compañeros, ver a Néstor y Cristina realizarse después de un esfuerzo terrible en una ciudad inhóspita por los medios que nos dejaron abandonados por años.

Fuimos acusados de irracionales, de plantear conflictos y dividir a los argentinos. Me cuesta mucho entenderlo. Porque nunca vi al poder concentrado reaccionar de esta manera contra un gobierno que recibió 50% de pobreza y 20% de indigencia. Claro, antes no existía la posibilidad de cambio.

Vamos para atrás. Cuando Néstor empezó tenía 1% en las encuestas. Ojalá yo tenga 1% de la voluntad que tuvo él. Cristina el 27 de octubre de 2010 le tocó perder al compañero de su vida y le han hecho lo que no le hicieron a nadie. Piden respetar a los kelpers de Malvinas y al poder judicial de EEUU. ¿Cuándo van a respetar a un Pueblo que está pagando año tras año una deuda que contrajo una dictadura que se llevó a los padres de muchos de mis compañeros? Nos hacemos cargo y aún así arman estas situaciones como la que estamos viendo.

Vemos las declaraciones de dirigentes sindicales devenidos empresarios que agotada su representación política en la sociedad apuestan a la violencia y al miedo. La presidenta hace bastante esfuerzo como para que (ellos) impongan miedo. Hay que poner amor, no como ellos rodeados de culatas y barrabravas.

Hay que redoblar los esfuerzos, como hizo Néstor en 2009, cuando era consciente del doble juego de algunos y sin embargo salió a bancar el gobierno porque sabía que se querían cargar al gobierno para después ir por los derechos de todos los trabajadores. Ese es el fin que tienen con Cristina. El último dique es Cristina. Cuando se los ve desesperados en largas marchas por ser presidente y nadie mueve el amperímetro de las encuestas, deberían ver qué está pasando en la sociedad. El único programa que les conozco es el de TV donde siempre dan el presente y todo lo saben. Después cuando los vemos gobernar pasa lo que pasó en Argentina.

En diciembre de 2010 fue Indoamericano, en 2011 había ganado Cristina, no podían hacer nada. En 2012, saqueos en zona norte. En 2013 con las fuerzas de seguridad. Hubo gobiernos que con la policía matando en la calle desde autos de civil, sin nigún preso hoy, se tuvieron que ir. Este gobierno, por la madurez de la presidenta y los compañeros pudo sostenerse.

Cuando nosotros decíamos en 2011, “Nunca menos”, nos decían “¿cómo nunca menos?, hay que ir por más”, nos corrían por izquierda y leían a Cooke. Hoy esos están con Macri. Fueron por mucho más, es evidente.

La Argentina reestructuró su deuda en 2005, el 74% de los acreedores ingresaron. Se le pagó al FMI. Volvió a reestructurarse en 2010. La verdad, siempre vi como administró Néstor y Cristina, la racionalidad en administrar es una marca indeleble. Cuando (Néstor) gobernó Ríos Gallegos, con la hiper de Alfonsín, con un barril de petróleo a 8 dólares, con las privatizaciones después, evitamos el conflicto social. Esa marca indeleble, la oposición no la ve. No me molesta la crítica, sino la falta de humildad a la hora de hablar. Han tenido la oportunidad de gobernar y han dejado el país patas para arriba y sus plazas bañadas en sangre. ¡Y ni un solo preso!

Les agradezco esta oportunidad, me hubiera gustado que esté Néstor y hable. Es imposible no extrañarlo y no verlo en la cara de todos ustedes que lo acompañaron siempre. No lo acompañaron hasta la puerta del cementerio, se metieron dentro. No especulan por un cargo más o menos en la tómbola de la próxima elección. Parece mentira con gente muy al lado nuestro convertidos en punteros de otro candidato a presidente. Les guardo afecto por los momentos compartidos, aprendí a no enojarme. No hay que mirar a los que se van sino a invitar al resto de la sociedad que participe, ante una oposición que ante una enfermedad lo primero que se le ocurre decir es que es un vegetal. Así van agrediendo en lo personal, como hacen con mi hermana. A mí no me importa, estoy seguro de lo que siento y de mis compañeros.

Y si realmente este gobierno es tan malo como ve en los programas de TV de los perfectos, así les digo yo, si no tenemos aceptación popular – acá está la cancha de Argentinos, estuvo la de Ferro de los compañeros del Evita – ¿por qué en 2013 fueron corriendo a una escribanía para que Cristina no sea candidata? Eso sí, con los fondos buitres, saludo uno saludo dos.

Lo que voy a decir voy a tener que pedir una casa a un compañero porque Cristina se va a enojar. Si Cristina no sirve, si están tan interesados en acabar con el kirchnerismo o el peronismo, porque no compiten con Cristina y sanseacabó y nosotros volvemos a la calle para reconstruir una fuerza política para volver a gobernar Argentina en los próximos años.

¡No le tengan miedo a las urnas, al Pueblo o al ciudadano! Vengo de una familia que se sometieron siempre a las urnas, sea cual fuere el resultado como en 2009, cuando Néstor dio la cara pensando en un proyecto de país, no mirando una encuesta.

Lo último para no demorarlos más, quiero agradecerles a los compañeros que se bancaron la satanización de los medios sin chistar. En medio de una inundación como la que sucedió en La Plata, miraban las pecheras en vez de ponerse a trabajar al lado de ustedes. No puedo borrar cuando los golpearon. Obviamente cuando se le pega un compañero no pasa nada. No solo a los de La Cámpora, a todo aquel que osara pensar diferente al hecho clientelar. No lo van a entender, como ocurrió el 27 de octubre de 2010. Lean las columnas de Van der Kooy y Blank, no entendían cómo salió la gente a despedir a Néstor. Lo despidieron porque encontraron después de mucho tiempo un presidente que dio las peleas, con aciertos y errores. Es algo que no voy a borrar nunca más. Sin ustedes no hubiera sido posible. No hay hombres ni mujeres providenciales. Veo tarotistas en la tele pero no pasa nada. Tengan fe, ganas, alegría, demos el debate que haya que dar dentro y en la sociedad, y pongamos en marcha esta caminata eterna que es perseguir sueños. Ustedes me lo enseñaron a mí. Nuestro país tiene una oportunidad única. Recuperamos YPF y vamos por el autoabastecimiento energético, pero no el trucho de los 90, uno con la gente adentro, no con la gente afuera. Eso lo hace cualquiera.

Muchas gracias. Me acuerdo de compañeros que hoy no están. Iván, Willy, Chicho, muchos más. De buenos amigos de Néstor. Acompañen a Cristina, el futuro está ahí, vayamos por él, que no nos lo vuelvan a arrebatar, la Argentina no debe ser de los violentos sino de los que puedan dirimir en las urnas sus ideas, programas y militancias.

Eternamente agradecidos, hablé lo mejor que pude. Sé que mañana… ya sabemos lo que van a decir. Que lo digan, no importa. Gracias por acompañar a Cristina, no afloja, y con el Pueblo como bandera.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

(Visitas Totales 112 , 1 Vistas Hoy)