¿Qué pasa en UNA? De la Sota «ninguneó» a Massa anteayer

El domingo, en el búnker de Unión por Córdoba, se vivió un suceso que si bien no estuvo dentro del campo de lo extraño, no deja de brindar una cabal muestra de la fragilidad del entendimiento entre Sergio Massa y José Manuel De la Sota.

De_la_Sota_y_Massa

Al momento de llegar Juan Schiaretti al búnker, pasadas las 10 de la noche, se agolpaban varios dirigentes del espacio Unidos por una Nueva Argentina. Por supuesto José Manuel De la Sota y su candidata a vicepresidente Claudia Rucci. También Felipe Solá, candidato a gobernador por el Frente Renovador. Roberto Lavagna y Graciela Camaño también fueron de la partida.

Y también estuvo presente la fórmula que competirá con el cordobés: Sergio Massa y Gustavo Sáenz. Alrededor de este binomio se centró la situación que da pie a este artículo, pese a que se hizo un esfuerzo por poner la situación a describir en un segundo plano.

Lo que trascendió fueron los festejos que tuvieron al gobernador electo y al saliente como figuras centrales. «Gane quien gane la interna, vamos por una nueva Argentina» fue el primer gesto de De la Sota. «No estaríamos aquí si no fuera por él. Es mi candidato a presidente» se refirió Schiaretti.

El «gallego» se despachó luego: «Hay dos grandes perdedores: Daniel Scioli y Mauricio Macri». Más adelante se despachó diciendo «Scioli, el candidato de La Cámpora y de Zannini, vino a Córdoba y acentuó su derrota. Se mostraron vengativos, autoritarios, más de lo mismo. Mauricio Macri armó aquí en Córdoba una coalición electoral donde mezcló el agua y el aceite, impuso su capricho. La derrota de Macri ha sido fuerte en Córdoba y va a un ballotagge complicado en Buenos Aires. No es muy bueno como gobernante ni como líder opositor».

Más allá de esto, lo que es significativo es la pretendida intención de ocultar al tigrense: los armadores cordobeses para nada deseaban que este se subiera al escenario de la victoria para posar como ganador. «Los votos son nuestros, Massa se invitó solo. No creo que hable ni se suba al escenario» era el escenario que buscaban caldear los mediterráneos.

Finalmente, parece que primó la cordura y Massa se subió al escenario, aunque no tuvo una participación destacada.

(Visitas Totales 353 , 1 Vistas Hoy)
The following two tabs change content below.