Escobar: Sandro Guzmán vuelve a la intendencia sin renunciar a su banca de diputado

[vc_row][vc_column width=»1/1″][vc_facebook type=»standard»][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column width=»1/1″][vc_column_text]

Exactamente un año después que asuma su banca de manera irregular, contrariando a lo establecido en la Ley Orgánica de Municipalidades que indicaba que de asumir cargos electivos nacionales se debe renunciar a los cargos municipales, Guzmán vuelve a ocupar su despacho en el palacio municipal de Escobar. De la misma manera, esto reviste también un carácter irregular: el hombre de Sergio Massa no va a renunciar a su banca de diputado nacional.

Así como asumió el cargo nacional pidiendo licencia por tiempo indeterminado en Escobar, Guzmán pedirá licencia en la Cámara Baja para reasumir la intendencia. Sabido es el clima de enfrentamiento que existe entre los distintos sectores del Frente Renovador, como Leandro Costa, Luis Carranza, entre otros. Sabido es la pésima imagen del intendente interino, Walter Blanco, cuyo juego a varias bandas hizo que termine confrontando con Guzmán. Así, este retornará a Escobar con una postura de acercamiento hacia aquellas facciones internas del massismo escobarense.
Según trascendidos, Sandro ha hecho ya llamados telefónicos y conclaves con los concejales del massismo que no le responden directamente. Además, se esperan numerosos cambios en el gabinete municipal para contrarrestar las modificaciones que recientemente realizó Walter Blanco, en lo que se leyó como una movida política en contra de Guzmán, quizás para condicionar su regreso anunciado a la intendencia.

En síntesis, una situación de debilidad política en un distrito del Frente Renovador obliga a un alfil de Sergio Massa a retornar allí a los fines de ordenarlo. Pero al no renunciar, priva de un diputado al bloque del Frente Renovador, caracterizado por la poca asistencia a las sesiones y el escaso trabajo dentro del recinto.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

(Visitas Totales 227 , 1 Vistas Hoy)